Desde el año pasado, el municipio de Villa Allende cuenta con el programa de voluntarios en distintas áreas. Tomás Vila, encargado del proyecto, contó todos los detalles necesarios para participar.

La Municipalidad de Villa Allende cuenta con un formulario para realizar voluntariados, el que comenzó a aplicarse desde el año pasado. Ante la situación que se atraviesa por el avance del Covid-19, comenzaron a solicitar personas dispuestas a ayudar en distintas tareas. Para inscribirse, deben llenar el siguiente formulario: https://bit.ly/Voluntarios-VA

Aparte de ser voluntario por Covid-19, también hay otras propuestas para continuar con el programa. Existen opciones como seguridad vial, medio ambiente, revalorización de espacios públicos, salud, entre otros. Además, tienen la opción de escribir en un ítem propuesto por el municipio, sobre qué les interesaría que se agregue y verlo a futuro.

La actividad tiene lugar en tres turnos: de 9 a 11, 10:30 a 13 y de 17 a 18:30 horas. Son dos turnos por la mañana y dos turnos por la tarde. Para participar, deben tener más de 18 años, no ser persona de riesgo, ni estar en contacto con una. Tomás Vila, encargado de la convocatoria, contó en detalle a El Milenio de qué se trata el proyecto y cuáles son los objetivos y alternativas del mismo.



EM: ¿Cómo nació la iniciativa de convocar voluntarios?

Tomás Vila: Desde el año pasado venimos realizando diferentes tipos de voluntariados. En su gran mayoría son de limpieza de los arroyos, reforestación, entre otras capacitaciones más. Se sumaron distintas organizaciones para colaborar.

Actualmente, con el contexto que estamos viviendo, la gente siempre tiene sentimiento por ayudar en estas situaciones difíciles, por lo tanto, aparte de la ONG del voluntariado que estaba antiguamente, vimos la necesidad de convocar a los vecinos para lo que ellos puedan ayudar.

Además, necesitábamos esta colaboración desde el municipio, ya que no alcanzábamos a cubrir el 100 por ciento de los comercios en donde hay que hacer hincapié, sobre todo con la prevención, el distanciamiento social, la entrega de alcohol en gel, barbijos, etc. Entonces, con estos voluntariados pudimos trabajarlo.



EM: ¿Para qué tareas se los convoca?

TV: Hay tres tipos de voluntarios: el primero es el que está en los comercios controlando la separación de filas, la entrega de barbijos y de alcohol en gel. Esto es algo clave y fundamental en esta etapa porque es el método de mayor importancia para la prevención.

Después, están quienes fumigan. Hemos incorporado dos mochilas de fumigación en donde se pone cloro y lavandina para fumigar todas las veredas, además, la Cooperativa de Provisión, Obras y Servicios Públicos de Villa Allende donó dos mochilas más, con lo que duplicamos la cantidad de trabajo.

El tercer grupo está en los lugares en donde la confluencia de gente es superior, como por ejemplo, el Correo o la Secretaría de Desarrollo Social. Además, realizan una encuesta que se les está haciendo a muchos comerciante sobre cómo vienen económicamente.

EM: ¿Durante cuánto tiempo es el voluntariado?

TV: Es indefinido, pero sabemos que dentro de todo se flexibilizó la circulación, eso hace que la gente salga y vaya más a los comercios, esté más en la calle. Tenemos que trabajarlo con los voluntarios, haciendo hincapié en las medidas de seguridad dictadas por el COE, que es la mejor manera de prevenir.