La pandemia generó profundos desafíos para los programas educativos. Desde la unificación pedagógica de los ciclos lectivos 2020 y 2021 o cómo pasarán de grado/año los y las estudiantes, hasta qué ocurrirá con aquellos que finalizan un nivel educativo, las decisiones tomadas recientemente por el Consejo Federal de Educación y el Ministerio de Educación provincial despejaron algunas dudas.

En septiembre, tanto la cartera educativa a nivel nacional, a través de la 98ª Asamblea del Consejo Federal de Educación (CFE), como la cúpula educativa provincial, definieron las modalidades para continuar el año escolar y acreditar los aprendizajes por parte del estudiantado. El conjunto de resoluciones está destinado a profundizar las iniciativas pedagógicas tomadas durante la pandemia, considerando las transformaciones en los procesos de enseñanza y las condiciones heterogéneas del formato escuela remota. 

El CFE aprobó cuatro instancias principales. Una de ellas fue el marco de reorganización institucional de las actividades para un futuro regreso a las aulas. También, se sancionaron los criterios de evaluación, acreditación y promoción, junto a un esquema orientativo sobre los posibles modos de “organización de la enseñanza para la unidad pedagógica 2020-2021”. Por último, se lanzó “Acompañar: Puentes de Igualdad”, un programa gubernamental para facilitar la reanudación de trayectorias escolares perdidas.

De esta manera, se estableció que durante la etapa del retorno progresivo a las escuelas y hasta que se disponga de una vacuna contra la Covid-19, convivirán tres formas de transitar la educación: presencial, virtual y combinada. Por supuesto, cada jurisdicción deberá definir la modalidad según la situación sanitaria que transite y aplicando todas las normas de bioseguridad necesarias.

Desde el Instituto Educativo Nuevo Milenio (IENM) de Unquillo, la directora del Nivel Secundario, Magíster Alejandra Gait, indicó: “Se podría perfectamente tomar una postura combinada, pero hay otros factores que influyen en la decisión, como las posibilidades de movilidad inter jurisdiccional y los problemas de salud de docentes o niños que puedan encontrarse en situación de riesgo, entre otros”. 

Por su parte, Marisa Allasia, directora del Nivel Secundario del Instituto Milenio Villa Allende (IMVA), sostuvo que en estos momentos “no hay otra opción que la modalidad a distancia, más allá de la cantidad de casos existentes en la localidad”. “La prioridad es controlar la propagación del virus. En un futuro seguramente implementaremos una modalidad combinada para continuar con nuestra tarea de enseñar, aprovechando el uso de recursos digitales”, señaló la docente.

A su vez, agregó: “Si bien es imposible trasladar la presencialidad a la virtualidad, hemos logrado sostener un vínculo pedagógico y afectivo de calidad, promoviendo la autorregulación en los procesos de aprendizaje de los estudiantes y para aquellos que, por distintos motivos, presentaron dificultades, implementamos un acompañamiento personalizado desde tutorías”.

Anuncios

Priorizar contenidos


Según las decisiones del CFE y del Ministerio de Educación provincial, cada nivel educativo deberá reorganizar sus contenidos respetando las prioridades de enseñanza establecidas. Con respecto al sistema de evaluación formativa, se determinó que todos los aprendizajes que tuvieron lugar durante 2020 serán evaluados y acreditados. Los mismos representarán “momentos en la progresión de aprendizajes” que abarcará el ciclo 2020-2021 como una única unidad pedagógica. 

Al respecto de esta medida, que en su momento trajo confusión, Alejandra Gait explicó: “Implica una continuidad en los contenidos prioritarios que han sido seleccionados en cada espacio curricular. Podemos pensar en una línea que comenzó en el periodo de pandemia y que debe continuar durante febrero, marzo y abril del año que viene, a fin de lograr lo mínimo y obligatorio”. Además, aclaró que se contempla un periodo de descanso, que se extenderá de diciembre a febrero.


Las instancias evaluativas estarán dirigidas a los estudiantes que finalicen un nivel educativo y permitirán valorar los aprendizajes alcanzados. Estos se verán reflejados en una calificación, sobre la base de diferentes escalas: valorativa en el Nivel Primario y numérica para el Secundario.


Nivel por nivel 


Ahora bien, ¿qué sucede con los jóvenes que deben pasar de un nivel educativo a otro? En primer lugar, Nación y Provincia resolvieron que los niños y niñas de la sala de cinco de los niveles iniciales promocionarán directamente a primer grado. Mientras tanto, los estudiantes de sexto grado de primaria deberán acreditar sus aprendizajes en las evaluaciones formativas (con escala valorativa) para acceder a la certificación del nivel culminado. 

Para ello, se realizarán actividades de formación y evaluación de capacidades correspondientes a su ciclo y necesarios para el Nivel Secundario. Estas instancias pueden extenderse hasta marzo de 2021 y contarán con una acreditación final. Cabe aclarar que quienes no alcancen los niveles de logro establecidos, pasarán al Nivel Secundario bajo la modalidad de “promoción acompañada” y recibirán tiempos de enseñanza complementarios a lo largo del año que viene. 

En cuanto a los y las estudiantes que se encuentran en sexto año, deberán acreditar los aprendizajes y capacidades previstas en el Perfil de Egresado del Plan de Estudios. Lo que se implementará es el Trayecto Curricular de Finalización del Nivel Secundario 2020. Se trata de una reorganización de los contenidos y asignaturas, a determinar por cada jurisdicción, donde se integran proyectos interdisciplinarios cuya aprobación es obligatoria. Las instancias de acreditación serán en los meses de diciembre 2020 y marzo y abril de 2021.

Esta modalidad, con calificación numérica, se sumará al sistema de evaluación formativa. Igualmente, las directoras del IENM y el IMVA remarcaron que aún se esperan indicaciones concretas desde las supervisiones de cada nivel y llamaron a las familias a “permanecer atentas y ser pacientes”. 

Según las publicaciones en distintos medios, a mediados de febrero estarían regresando los alumnos de sexto año a la escuela. Como siempre, la institución se ajustará a los lineamientos fijados por el Ministerio, desde donde nos brindarán las herramientas necesarias para acreditar la culminación del ciclo”, señaló Allasia, aunque destacó que tanto las medidas del CFE, como las decisiones que se toman en cada colegio, están sujetas a la evolución de la situación epidemiológica.