Inés Dussel brindó un conversatorio virtual para los educadores de la Provincia y el País. En esta nota, podés acceder al vídeo del conversatorio y al texto completo de la exposición.

Inés Dussel brindó un conversatorio virtual para los educadores de la Provincia y el País. En esta nota, podés acceder al vídeo del conversatorio y al texto completo de la exposición.


Inés Dussel es historiadora de la Educación, argentina aunque radicada en los últimos años en México, cuenta con un currículo que podría decirse, se divide entre el estudio de los espacios escolares desde la perspectiva histórica, hasta la irrupción de la cultura digital y su impacto en la educación. Días atrás, compartió con miles de internautas “La clase en pantuflas. Reflexiones a partir de la excepcionalidad”, un conversatorio virtual organizado por el Ministerio de Educación a través de su Instituto Superior de Estudios Pedagógicos.

El encuentro, que se realizó mediante una transmisión en vivo desde YouTube, propuso reflexionar acerca de tres ejes de particular relevancia en el contexto actual: el nuevo entorno socio-técnico y la transformación de lo doméstico en espacio de trabajo, la reorientación de los contenidos de la enseñanza y los vínculos pedagógicos en línea.

En ese sentido, la especialista se planteó algunas preguntas sobre la diferenciación de espacios que produce el confinamiento –la casa del docente y la de los propios alumnos y alumnas se transforman en aulas, en escuela– y sus efectos en las clases, en las pedagogías y el trabajo.

Comenzó sus reflexiones contextualizando las respuestas que ha dado el campo educativo a partir de las medidas de distanciamiento social. En ese sentido, afirmó que las políticas, en general, están sosteniendo la importancia de mantener la educación a distancia y que eso ha abierto un debate intenso en la comunidad pedagógica: lo que para algunos puede resultar en la “educación del futuro”, para otros significa un “escenario distópico, que llevará a la pérdida de la dimensión pública y común de la escolarización y que tendrá graves consecuencias en sociedades profundamente desiguales”.


Foto gentileza Inés Dussel.


A partir de ese planteamiento inicial, propuso una organización de la conversación en torno a tres ejes principales: los tiempos y espacios de la escuela, los contenidos y las tecnologías.

El conversatorio tuvo alrededor de 19 mil personas conectadas y visualizando la transmisión de manera simultánea el día jueves 23 de abril. El evento alcanzó a la totalidad de las provincias de la Argentina e, incluso, a otros países como Colombia, México, Uruguay, Brasil, España, Ecuador, entre otros.

Contenido transcripto: