La fecha responde a la realización del primer daguerrotipo en América Latina, la técnica creada por Louis Daguerre.

Cada 21 de septiembre, se conmemora el Día del Fotógrafo en Argentina y en otros países de Latinoamérica por la llegada del daguerrotipo a América Latina. La técnica fue creada por Louis Daguerre en Francia, en el año 1839, cuando dio comienzo al proceso por el cual se obtiene una imagen en positivo a partir de una placa de cobre recubierta de yoduro de plata.

Este novedoso invento cambió la fotografía en el mundo entero. Antes de la llegada del daguerrotipo, las imágenes eran retratadas a través de la pintura.

El daguerrotipo generó gran repercusión en todo el mundo. En algunas de sus representaciones se encontraban retratados personajes importantes de la historia como Mariquita Sánchez de Thompson, Florencio Varela y el general Tomás Iriarte.


Cuatro fotógrafos, cuatro miradas


Con estilos distintos, miradas diversas y objetivos definidos, los fotógrafos y fotógrafas celebran su día en Argentina.

Conversamos con los fotógrafos y fotógrafas Belén Groso, David Lescano, Gianni Bulacio, Floral Zu Lucía Prieto sobre la fotografia en sus vidas, la foto inolvidable, y la pasión que los abraza desde que tienen uso de razón.

Belén Grosso, Buenos Aires


-¿Qué representa la fotografía en tu vida?

-La fotografía es primero una profesión; me acuerdo el orgullo de llenar un formulario y en la parte que decía profesión poner «fotógrafa». Es una herramienta y una excusa. Es un lenguaje que puede ser entendido por todxs. Es muchas cosas, a veces también, una buena terapia.

-¿Cuál fue la mayor satisfacción que te dio la profesión?

-La mayor satisfacción ha sido la posibilidad de conocer lugares, personas e historias que de otra manera no lo hubiera podido hacer. Y sobre todo de hacerme de buenxs y excelentes amigxs.

-¿Cuál es tu foto perfecta, la que hiciste o la que te gustaría hacer?

-Creo que la foto perfecta siempre ha sido las que hicieron otrxs, y es la que cuando me topé con ella me produjo algún sentimiento que puede ir de la nostalgia hasta la rabia. Dependiendo la circunstancia del momento. Me parece que esa es la foto perfecta, la que te moviliza y no pasa indiferente.

David Lescano, Formosa


-¿Qué representa la fotografía en tu vida?

-Siempre digo que la fotografía me cambió la vida. La magia de agarrar la cámara y que todo se desvanezca en ese momento no la consigo con otra cosa. La fotografía para mí representa el todo: en ella encontré una sensación de ver y al mismo tiempo poder mostrar lo que siento al observar cada momento, situación y acción en sí.

-¿Cuál fue la mayor satisfacción que te dio la profesión?

-La fotografía me ha dado el privilegio de conocer y recorrer el mundo, diferentes escenarios y artistas de todo tipo. En ese sentido la mayor satisfacción que me ha dado es la posibilidad de vivir mi vida de y con la fotografía.

-¿Cuál es tu foto perfecta, la que hiciste o la que te gustaría hacer?

-No creo en la foto perfecta, creo que toda fotografía cuenta, dice algo, más allá de la técnica en sí. Toda fotografía te lleva a un lugar, es ahí donde está lo que busco y siento: poder transportar al espectador a otro lado mediante una imagen.

Gianni Bulacio, Jujuy


-¿Qué representa la fotografía en tu vida?

-La fotografía me da la posibilidad de recordar, de volver a sentir, de construir una memoria individual y colectiva como pueblo. La fotografía en mi vida representa una forma de autoconocimiento; me construye como integrante parte de un todo, de una sociedad y una cultura dinámica de la cual somos creadores incansables. No solo hago fotografías, la fotografía me hace a mi.

-¿Cuál fue la mayor satisfacción que te dio la profesión?

-La mayor satisfacción que me da la profesión es poder ayudar siempre. Utilizo la fotografía como herramienta de transformación, de lucha, de concientización, de transmisión cultural. La fotografía me ha llevado a poder brindar ayuda en diferentes ocasiones a personas que la necesitaban debido a diferentes circunstancias económicas o sociales y eso es lindo. Poder viajar a través de mi profesión y conocer gente y diferentes culturas también me gusta mucho, además, me permite valorar mi propia cultura para poder contarla.

-¿Cuál es tu foto perfecta, la que hiciste o la que te gustaría hacer?

-La foto perfecta que me gustaría hacer todavía no la he descubierto. Me interesa lo imperfecto, lo errado, ahí es donde se aprende más y siempre te deja con ganas de seguir hacia adelante. Quizás sería perfecto, con mis imágenes, causarle una buena sensación a alguien o poder ayudar, con eso soy feliz.

Floral Zu, Buenos Aires


-¿Qué representa la fotografía en tu vida?

-Si bien la fotografía es mi profesión, no puedo entenderla como trabajo, sino que es la vía que encuentro yo para expresarme. Las imágenes apelan a nuestros rincones más inconscientes y van directo a lo profundo, sin la mediación y limitación de la palabra. Por eso me gusta pensar a la fotografía como el idioma con el que mejor me expreso.

-¿Cuál fue la mayor satisfacción que te dio la profesión?

-Ser fotógrafa me da satisfacción cotidiana, pues lo disfruto y me divierte todo el tiempo enredarme en juegos visuales a partir de cosas pequeñas y resaltar aquello que las hace únicas. Igualmente podría citar como una de las mayores satisfacciones profesionales haber realizado un proyecto fotográfico acerca del Japón, país tan lejano y que haya sido elegido por la mismísima embajada del Japón en Argentina para ser expuesto el año pasado como exponente fotográfico de las «Nuevas Miradas del Japón». Lo cual me hizo corroborar cuán universal es la fotografía como lenguaje y cómo logra salvar las diferencias y unirnos a pesar de las diferentes culturas.

-¿Cuál es tu foto perfecta, la que hiciste o la que te gustaría hacer?

-Es difícil hablar de «foto perfecta». Aquello que “falta” es lo que nos hace particulares a las personas y a las creaciones artísticas. Esa «imperfección» es precisamente donde radica la belleza. Y además…. uno está en permanente cambio, y en esa mutación mutan asimismo los deseos y en donde ponemos esa búsqueda para captar «la foto perfectamente imperfecta». Esa “foto perfecta” me sucede cuando una luz, un color, evoca dentro mío una emoción y logro plasmarla para que otras personas puedan sentir lo que yo sentí al presenciar esa escena.

Lucía Prieto, Buenos Aires


-¿Qué representa la fotografía en tu vida?

-La fotografía es la herramienta que elijo hace muchos años como canal expresivo y creativo y como puente con les otres. Es una forma de encuentro. Es vínculo, comunicación y militancia.  

-¿Cuál fue la mayor satisfacción que te dio la profesión? 

-La primera satisfacción fue la posibilidad de encuentro con mi deseo, y de poder transformarlo en mi profesión. Años más tarde cuando el movimiento feminista llegó a mi vida, la fotografía me permitió ser parte de la construcción de nuestra voz colectiva.  

-¿Cuál es tu foto perfecta, la que hiciste o la que te gustaría hacer? 

-En lo personal creo que la foto perfecta no existe como algo estático, que hay imágenes que tienen carga afectiva o que en algún momento o contexto particular pueden contener amplio valor simbólico y subjetivo y que eso puede cambiar, transformarse o resignificarse con el tiempo al igual que quienes las observamos.