fbpx

Los reactivos son una de las herramientas más solicitadas en el mundo. Su valorización en medio de la pandemia es inmensa, porque son el elemento por excelencia para medir la presencia del COVID-19 en las personas.

Los países más poderosos del planeta se pelean por obtener estos recursos, y Argentina también requiere de los diferentes insumos. En el caso de los reactivos, resulta indispensable su multiplicación en el país para poder descentralizar los estudios que revelan los nuevos casos de coronavirus.

El Gobierno se ocupó de habilitar diferentes laboratorios, fundamentalmente en las zonas más afectadas por el virus, para poder conocer los números reales de la pandemia con mayor rapidez. Córdoba, que es el cuarto foco de infección más grande de Argentina, es una de las provincias que días atrás fue preparada para realizar los testeos.

Sin embargo, las complicaciones a la hora de conseguir reactivos afectaron directamente el trabajo químico en el día de ayer, cuando noventa casos sospechosos aparecieron en Córdoba, y solo 14 pudieron ser resueltos aquí.

Las demás muestras fueron trasladadas al Instituto Malbrán en Buenos Aires. Esto demora el panorama local y global del coronavirus en Argentina. Según afirmó la secretaria de Prevención y Promoción de la Salud de la Provincia, Graciela Barbas, estos estudios en la provincia demorarían apenas 24hs en arrojar resultados, en cambio sumando los traslados, la logística y demanda del Instituto Malbrán habrá que esperar «alrededor de cuatro o cinco días».

Este espacio central ubicado en Buenos Aires es el designado para distribuir los kits de reactivo. En total fue preparada una red de 35 laboratorios destinados a determinar nuevos casos. No obstante, hasta el momento la entrega de kits se desarrolla de manera gradual, según lo determinen las autoridades sanitarias en función de la curva de cada distrito y el potencial de transmisión comunitaria del virus.

El ejecutivo nacional se encuentra detrás de la compra de 500.000 reactivos más. Este proceso ya está presupuestado y serán adquiridas las herramientas a través de países de la Unión Europea, China y Estados Unidos.

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: