Todos con barbijo y niños menores a 3 años acompañados de un tutor. Un grupo de colaboradores se encargarán de medir las reglas de higiene en dicha plaza, con la intensión de disfrutar en cuidado.

  • Colaboración: Delfina Hidalgo
  • 6to Año, Instituto Milenio Villa Allende

Una inusual iniciativa comenzó a desarrollarse en Resistencia, capital de la provincia de El Chaco. Se trata del programa “Plazas Cuidadas”, un proyecto que busca remodelar las plazas locales de tal forma que permite que los menores y sus familias puedan jugar tranquilamente a la vez que se pueda controlar que se cumplen todos los protocolos sanitarios necesarios para estos tiempos de pandemia.

De esa forma, gracias a un sistema de cercos, será posible realizar mediciones de temperatura, disposición de alcohol en gel, uso obligatorio de barbijos y limpieza de los juegos luego de cada uso por parte de los empleado municipales.

Esta iniciativa fue promovida por la concejal chaqueña Katia Blanc, quién por medio de la Fundación Expresarte se comprometió al cuidado y mantenimiento de estos espacios seguros para los más pequeños. Según comenta, unas 15 empresas distintas mostraron interés en colaborar con esta iniciativa.

Los juegos de todas las plazas van a estar cercados para que los integrantes de la Fundación puedan controlar la cantidad de niños que ingresan, y ese es nuestro aporte a los vecinos y, sobre todo, al divertimento de los niños en el contexto de desescalada”, sostuvo Katia al medio Diario Chaco.

Al mismo medio, el subsecretario de Sistema Lacustre y Espacios Verdes, Matías Arce agregó que la idea de cercar las plazas, favorece la entrada de los niños y niñas al sector, evitando las aglomeraciones innecesarias.

La idea del cercado radica en el control para el ingreso de la cantidad de niños, y la finalidad de este accionar es que la familia y principalmente los chicos puedan disfrutar de un lindo día, siempre cuidando la higiene de las manos, midiendo la temperatura y promoviendo el uso del barbijo. Es fundamental la colaboración de los padres explicándole a sus hijos la importancia del distanciamiento social”.

Finalmente, recordemos que la provincia de El Chaco, fue una de las más golpeadas por la pandemia en el norte argentino, reportándose este lunes 31 de agosto un total de 79 casos nuevos de COVID-19.