Anuncios

La calle Juan XXIII atravesada por la inseguridad

Las drogas y el alcohol forman parte del paisaje en la costanera céntrica de la ciudad de Unquillo.


Por Amira López Giménez | amiralopez@elmilenio.info


Los jóvenes alcoholizados y los disturbios parecen ser la nueva postal de la calle Juan XXIII de la ciudad de Unquillo. La costanera, uno de los recovecos más vistosos y utilizados por los unquillenses, ha sido objeto de reiteradas denuncias de inseguridad, alcohol, robos, drogas e incluso uso de armas.

Los vecinos y comerciantes de la zona, preocupados por esta situación que parece no tener límites, hicieron pública su denuncia en Radio Nativa. Tanto la municipalidad, como la Jueza de Paz y la policía, cuya sede se encuentra en la misma costanera, fueron notificados de la delicada situación. Sin embargo, los vecinos alegaron no haber recibido respuesta alguna en la práctica. Sus quejas fueron receptadas adecuadamente, pero aún no existe un accionar específico por parte de las autoridades.

“Es como graciosa esta situación porque los entes que tendrían que estar regulando esto no actúan. No sé como viene la mano o como se interpretan las cosas. Acá a la noche es tierra de nadie, hay mucha venta de alcohol, movida de drogas, disturbios, juntadas de juventud que no tiene culpa de nada pero molestan bastante, y  la policía y la parte de seguridad ciudadana no actúan como deberían actuar. Acá los vecinos estamos con problemas de que se metan a las casas, no se duerme a la noche por el ruido. Básicamente queremos llegar a una solución, porque nos interfiere a todos los vecinos”, fue la declaración de uno de los vecinos al medio radial.

Como muchos han observado, la costanera de la Juan XXIII es utilizada constantemente por jóvenes que consumen bebidas alcohólicas, especialmente por la noche. El alcohol es obtenido en negocios cercanos, cuyos dueños que fueron puesto en advertencia por la venta ilegal a menores.

Asimismo, el uso de drogas es una variante más del cuadro. En varias ocasiones, la policía recibió las quejas de los ciudadanos por asaltos a mano armada sobre la misma calle en horarios nocturnos. A este panorama se le suman los ruidos, la música en altos decibeles y la permanente falta de control.

Este cuadro se repite durante la semana y en diferentes horarios del día. “No hay nada de control, nadie dice nada y los vecinos lo sufrimos porque pintan acá los negocios, se meten a las casas, orinan, ensucian los locales y hay mucha inseguridad”, declaró el vecino cuya identidad permanece anónima.

Para finalizar, el denunciante alegó que sólo quiere vivir tranquilo y de manera digna y que con la denuncia publicada no pretende arruinarle la vida a nadie. Al contrario, destacó la necesidad de una solución ya que la zona es muy concurrida e incluso a nivel turístico.

Anuncios

EL MILENIO

[elmilenio.info] Sitio Web de Noticias – Director: Guillermo E. Risso – Propietario: Fundación Josefina Valli de Risso - Domicilio de la publicación: Crucero General Belgrano, b° Los Talitas – Unquillo – Tel: 03543 480349 [Copyright Ⓒ 2017 Fundación Josefina Valli de Risso]

Otras noticias de elmilenio.info

Deja un comentario

Conectate con Sierras Chicas
A %d blogueros les gusta esto: