Por causa de la COVID-19, millones de niños se están perdiendo de la educación básica, algo fundamental para su crecimiento. Por esto mismo, UNICEF pide que se avance en políticas para el reingreso seguro y en el peor de los casos, avanzar en clases compensatorias.

  • Colaboración: Delfina Hidalgo
  • 6to Año, Instituto Milenio Villa Allende

El pasado jueves 27 de agosto, UNICEF emitió un duro comunicando solicitando a los gobiernos nacionales acelerar las medidas tendientes a asegurar el regreso ordenado de los estudiantes a las aulas. Según su consideración, más de 121 millones de menores de todo el mundo no cuentan con las herramientas necesarias para acceder a la educación virtual.

Vale aclarar, que estos datos se desprenden del informe “Accesibilidad del aprendizaje remoto” , que describe las limitaciones de esta herramienta y expone profundas desigualdades en el acceso.

De esta forma, la directora de UNICEF, Henrietta Fore, “para al menos 463 millones de niños cuyas escuelas cerraron, no existía el aprendizaje a distancia. La gran cantidad de niños cuya educación se vio completamente interrumpida durante meses es una emergencia educativa mundial. Las repercusiones podrían sentirse en las economías y sociedades durante las próximas décadas”.

Según destaca el informe, el continente más afectado es el africano con 121 millones de estudiantes que no pueden acceder a una educación formal, le sigue Asia oriental y el pacífico con 80 millones, Europa del este y Asia Central con 25 millones y finalmente, América Latina y el Caribe con 13 millones de niños y niñas.

Además, otro dato alarmante del informe demuestra que los más afectados, son los menores de edad pre-escolar (120 millones), en gran parte debido a los desafíos y las limitaciones del aprendizaje en línea que se requiere para ellos, además de la falta de recursos en el hogar para aprendizaje remoto.

Clases virtuales hasta fin de año en Córdoba


Finalmente, por medio de la resolución 368/20 del Consejo Federal de Educación (CFE) de todo el país, se resolvió que este último semestre llevará el nombre de “Trayecto Curricular de Finalización del Nivel Secundario 2020”, resolviendo que los estudiantes deberán aprobar las materias pendientes para pasar de año.



Según la resolución, habrá instancias de evaluación en diciembre, marzo y abril de 2021 y, en el caso de Córdoba, se ofrecerán espacios de formación hasta marzo del año entrante. En ese sentido, en la provincia se volverá a calificar a los estudiantes con notas, recordando que durante este tiempo de virtualidad, se calificaba solamente de forma cualitativa.

Para obtener el título secundario, el estudiante deberá aprobar todas las unidades curriculares del Trayecto de Finalización. De la misma forma, se ampliarán los plazos para los ingresos a las distintas unidades universitarias.