La coordinadora del espacio durante el año pasado, Gabriela Marassa, inició una recolección de firmas ante la posibilidad de que la biblioteca cierre sus puertas durante la tarde. Sin embargo, desde el municipio desmintieron la situación y afirmaron que se mantendrá el horario vespertino.

«Las autoridades de Cultura y Desarrollo Humano de Villa Allende decidieron cerrar la biblioteca municipal Libro Abierto por la tarde, privando de esta manera el acceso a los que sólo pueden asistir en horario vespertino (la mayoría de los usuarios)», comienza argumentando la petición de ayuda en Change.org organizada por Gabriela Marassa, coordinadora de los seminarios y talleres brindados en la Biblioteca Municipal Libro Abierto durante el año pasado.

El pedido para la colecta de firmas generó polémica, ya que desde el municipio negaron cualquier intención de cerrar las puertas del espacio por la tarde y añadieron que actualmente se encuentra abierta la convocatoria para quienes quieran presentar proyectos a desarrollarse en la Biblioteca Municipal durante el corriente año.

Por su parte, la petición de Change.org apuntaba que, para evitar conflictos con el gremio de empleados públicos, el espacio cultural debería ser atendido por personal de la Municipalidad, lo cual limitaría los horarios de atención, impidiendo la apertura de la biblioteca por la tarde.

Así lo indicó Marassa en diálogo con este medio: “En octubre de 2019, me llaman de la Dirección de Cultura para ver si renovaba el contrato para el año siguiente. Dije que sí, porque el espacio había crecido muchísimo, no sólo en actividades sino también en cantidad de socios».

«Luego, desde la Secretaría de Desarrollo Humano me dijeron que estaban mal con el presupuesto, que podían mejorar la cantidad de horas, pero no el sueldo. Por mí estaba bien, aunque me pareció que cobraba poco. Finalmente, el 19 de diciembre me dicen que tenían problemas con el sindicato y que sólo iban a poder trabajar los empleados públicos en las áreas municipales”, expresó Marassa.



“Me ofrecieron seguir con los seminarios y un proyecto de lectura en las escuelas de Villa Allende, lo cual acepté, aunque después me surgieron otros problemas personales. Lo único que me interesa es que no cierren la biblioteca por la tarde, porque es un espacio público, de todos, hay madres que van con sus niños a los talleres, está la zona de Wi-Fi donde los chicos hacen co-working, se usa para muchísimas cosas”, añadió.



Por su parte, desde la Secretaría de Desarrollo Humano de la Municipalidad de Villa Allende, y en respuesta a este conflicto, indicaron que las actividades desarrolladas por las direcciones que dependen de esta área (educación, cultura y deporte) siguen el calendario escolar de marzo a diciembre.

«Durante el mes de marzo damos inicio a  los talleres culturales barriales, los de la Casa de la Cultura, los talleres de extensión de la Casa de la Cultura en el Centro Cultural San Cayetano, los talleres deportivos en el Polideportivo y en los barrios y las propuestas literarias en la Biblioteca Municipal Libro Abierto”, indicó Matías Audenino, responsable del área.

Además, el funcionario explicó que durante la última semana de enero y la primera de febrero, la secretaría estuvo recibiendo proyectos para el dictado de talleres en la Casa de la Cultura y sus extensiones. Actualmente, se encuentran en la antesala de la toma de decisiones, realizando entrevistas con los postulantes.

“En la Biblioteca Municipal se estarán recibiendo proyectos para propuestas  literarias de lunes a viernes de 7:00 a 14:00 y por la tarde de 16:00 a 21:00”, indicó Audenino y reafirmó, en comunicación con El Milenio, que el municipio no tiene ninguna intención de recortar el horario vespertino de la biblioteca, aclarando que el espacio seguirá abierto por la tarde con normalidad.

Cabe destacar que durante el año pasado se llevaron a cabo más de 90 actividades en la Biblioteca Libro Abierto, incluyendo presentaciones de libros, seminarios, talleres literarios y de salud, entre otras propuestas culturales.