A raja tabla

Con un nuevo Código de Convivencia Ciudadana, los habitantes de la provincia de Córdoba tendrán un nuevo reglamento para coexistir en las urbes. Algunos futuros cambios ya generan polémica.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Por María Emilia Soria | emiliasoria@elmilenio.info

La Legislatura de la Provincia de Córdoba convirtió en ley el nuevo Código de Convivencia Ciudadana que reemplazará al antiguo y polémico Código de Faltas, una normativa cuestionada desde hace varios años en diversos puntos, pero el más querellante por “facilitar casos de abuso policial”.

La aprobación se efectuó el pasado 2 de diciembre con el voto positivo de Unión por Córdoba (UPC), Unión Cívica Radical (UCR), Partido Socialista (Roberto Birri), Encuentro Vecinal Córdoba (Aurelio García Elorrio), Consenso Córdoba (Rubén Borello) y bloque Frente para la Victoria (FPV). Sin embargo, se expresaron en contra los bloques parlamentarios del Frente de Izquierda y los Trabajadores (Laura Vilches), y  MST-Nueva Izquierda, (Luciana Echevarría). El bloque Pro no estuvo presente.

El proyecto de esta actualización se impulsó a raíz de adecuar las normas de convivencia urbana a las nuevas realidades, puesto que, de alguna manera, el antiguo estatuto no se adecuaba a las actuales demandas sociales.

Asimismo, este nuevo reglamento se implementará a partir de abril de 2016. Hasta ese momento se deberá capacitar a la fuerza policial, al poder judicial y al Ministerio Público Fiscal.

A su vez, el Ejecutivo deberá habilitar las partidas presupuestarias necesarias para crear el cuerpo de defensores especiales que se encargará de garantizar el abogado a todos los presuntos contraventores.

El nuevo texto garantiza el derecho de defensa de toda aquella persona que resulte acusada de una contravención. A la vez, incluye nuevas figuras para castigar, entre otras cosas, casos de violencia contra niños, mujeres y ancianos; y contravenciones ambientales.

Uno de los cambios más controversiales en este código es que la figura de “merodeo” se aplaca, como también se le quita a la policía la potestad de juzgar, cuestión habilitada por la legislación anterior.

Es por ello, que a partir de la implementación del nuevo código en capital la autoridad de juzgamiento la tendrá un ayudante fiscal, mientras que en el interior serán los jueces de paz.

En este punto, se continúa criminalizando al merodeo en zona rural, y se eliminó el merodeo en zona urbana. Sin embargo, se agregó otra figura (con descripción confusa) que es la “conducta sospechosa”, algo que para muchos es una apreciación subjetiva, ya que no hay elementos tangibles que puedan encasillar a una persona en esta situación.

Algunos puntos continúan en vigencia, tales como la criminalización de los escándalos públicos y la ebriedad escandalosa, pero se derogó la criminalización de beber en la vía pública.

Cambios

A partir de abril de 2016, algunos de los cambios que se devienen con el nuevo Código, que lo diferencian del antiguo, es que la edad de imputabilidad será de 18 años, en vez de 16 como rige actualmente.

Asimismo, respecto a las penalidades, además de las ya establecidas: arresto, multa, decomiso, inhabilitación, clausura, se agregará el trabajo comunitario.

La mendicidad que antes figuraba como contravención, ahora se elimina.

Por otra parte, la prostitución molesta o escandalosa que antes se penalizaba, ahora quedó derogada.

Además, se incorpora la figura del tránsito sin papeles y con casco en moto, que antes no estaba fijado.

Otro de los puntos que marca diferencia es que la detención preventiva podía durar hasta varios días, mientras que ahora el máximo de detención es de hasta ocho horas desde el momento de la aprehensión.

Polémicas

El nuevo Código de Convivencia propone en su artículo 20 la disposición de abogado defensor de carácter obligatorio; en caso de que el infractor no pueda pagar uno, el Estado lo garantizará. La polémica se desata a partir de saber cómo hará el colegio de abogados para llevar adelante la defensa gratuita de alrededor de 200 contraventores diarios.

Al mismo tiempo, se incorporan como contravención las figuras de tocamiento indecoroso y conducta sospechosa. El dilema vuelve a surgir a partir que las figuras redactadas desde la Legislatura se consideran –por muchos- ambiguas, y desde algún lugar consideradas como fuentes de poder para la policía, puesto que éstos tienen la facultad de determinar, según la cara, entre el ebrio alegre del escandaloso, el que pasea del merodeando, una reunión permitida de un disturbio.

Respecto a los “naranjitas”, en el artículo 59 del proyecto, se castiga con arresto de hasta tres días a las personas que cuiden vehículos sin estar autorizadas. Sin embargo, gran cantidad de personas ejercen este oficio con fines lucrativos, “para comer y vivir”, y no a los fines de cometer ilícitos.

 

Respecto a los “naranjitas”, en el artículo 59 del proyecto, se castiga con arresto de hasta tres días a las personas que cuiden vehículos sin estar autorizadas. Sin embargo, gran cantidad de personas ejercen este oficio con fines lucrativos, “para comer y vivir”, y no a los fines de cometer ilícitos.

 

Por último, en el actual Código de Faltas, el derecho de admisión no estaba contemplado, mientras que en el próximo reglamento estará castigado a quien permanezca en lugares de acceso público en contra voluntad de quien ejerce el derecho de admisión. Pero en qué ámbitos será permitida o no la exclusión de otras personas, sin que roce la discriminación de las mismas.

EL MILENIO

[elmilenio.info] Sitio Web de Noticias – Director: Guillermo E. Risso – Propietario: Fundación Josefina Valli de Risso – Domicilio de la publicación: Crucero General Belgrano, b° Los Talitas – Unquillo – Tel: 03543 480349 [Copyright Ⓒ 2017 Fundación Josefina Valli de Risso]

ESTAMOS SEGUROS QUE TE VA A GUSTAR

Comentarios en Facebook

Conectate con Sierras Chicas
A %d blogueros les gusta esto: