En libertad 11 años después

Por unanimidad, el tribunal de la Cámara 11ª del Crimen declaró inocente de la acusación de homicidio calificado al médico unquillense Juan Carlos Luzzardi, quien había sido imputado desde el 2004 por la muerte del peón rural Eduardo Peralta.

810bbebb-c0ff-4584-98c2-8ace2bd59b2a
A pesar de que Juan Carlos Luzzardi era el único sospechoso de la muerte del peón rural, el neurocirujano unquillense siempre se declaró inocente.

Por Redacción El milenio | periodico@elmilenio.info

Después de 11 años de idas y vueltas, la Cámara Undécima del Crimen de Córdoba absolvió al neurocirujano Juan Carlos Luzzardi por la muerte de un albañil, con el que tuvo un conflicto laboral. El hecho ocurrió en la localidad de Río Ceballos.

La noticia se conoció tras la resolución del tribunal, luego de que las partes emitieran sus conclusiones. De acuerdo al diario cordobés La Mañana, en las mismas, el fiscal Diego Albornoz pidió la absolución por el beneficio de la duda; en tanto que la defensa, representada por el abogado Alejandro Pérez Moreno, lo hizo por la certeza negativa.

Vale destacar, que el único que exigió la prisión perpetua para el hombre de 79 años fue el abogado querellante, Gerardo Serra. Al ex profesional de la salud se lo acusaba del supuesto delito de “homicidio calificado”.

En cuanto al supuesto crimen, Luzzardi fue acusado hace más de una década de asesinar al peón rural Jorge Peralta (48), tras aplicarle una sobredosis de insulina a través de un “pinchazo” en su pierna derecha, lo que lo habría llevado a un coma irreversible.

Según el mismo medio, la falta de certezas, entre ellas lesiones visibles y estudios adecuados, llevó al Ministerio Público Fiscal a reclamar la absolución. Para la defensa, todo fue orquestado por la querella, al punto que habló de ofrecimiento de pago a testigos.

11 años atrás

Corría el mes de agosto del año 2004, cuando todo Sierras Chicas quedó sorprendida por el crimen del peón rural Jorge Peralta.

La sorpresa vino acompañada de que el supuesto asesino era Juan Carlos Luzzardi, que en ese momento tenía 68 años y era un médico de reconocida trayectoria profesional tanto en Unquillo, de donde es oriundo, y de localidades vecinas. El mismo fue acusado de inyectar una sobredosis de insulina a Peralta, quien fue empleado en un establecimiento rural que el médico tiene en Río Ceballos.

En ese momento, la investigación del hecho arrojó que “la sobredosis habría derivado en una grave descompensación del trabajador, que era alcohólico y tenía diabetes, provocándole la muerte luego de una larga agonía de más de diez días”.

De acuerdo al abogado que representaba al peón, este lo había llevado a un juicio laboral a su ex patrón, el que ya tenía sentencia firme y por el que Luzzardi le adeudaba alrededor de 40 mil pesos.

Según el fiscal actuante en aquel momento, el médico había recogido en su automóvil a Peralta durante la noche, cuando estaba tomando vino en la vía pública junto a un amigo. Pero al regresar al lugar, luego de concurrir al establecimiento rural de Río Ceballos, Peralta le comentó a su compañero que su ex patrón le había “pinchado” la pierna con algo que no supo precisar, mientras de encontraba en el interior del automóvil.

 

EL MILENIO

[elmilenio.info] Sitio Web de Noticias – Director: Guillermo E. Risso – Propietario: Fundación Josefina Valli de Risso – Domicilio de la publicación: Crucero General Belgrano, b° Los Talitas – Unquillo – Tel: 03543 480349 [Copyright Ⓒ 2017 Fundación Josefina Valli de Risso]

ESTAMOS SEGUROS QUE TE VA A GUSTAR

Comentarios en Facebook

Conectate con Sierras Chicas
A %d blogueros les gusta esto: