Se encuentra ubicado en el Valle de Punilla a 84 kilómetros de la ciudad Capital. Presenta una altura de 2.374 metros de altura sobre el nivel del mar. Rico en flora y fauna, se destaca por ser un paraíso deportivo y recreativo.

¿Encontraste algún error? Avísanos


El Valle de Punilla invita a un viaje en el tiempo que se remonta a 350 millones de años atrás con un objetivo imperdible: conocer la formación de Los Gigantes, el macizo ubicado en el extremo norte de las Sierras Grandes de Córdoba, a solo 84 kilómetros de la Capital provincial y a 28 de la localidad de Tanti, desde donde comienza el camino de ripio que lleva a destino.

Además de un sinfín de inmensas piedras graníticas que generan siluetas de incontables formas, un laberinto que exige extrema atención, muchos otros porque se trata de uno de los centros de escalada en roca más importantes del país y todos por ser una de las últimas reservas de cóndores y tabaquillos del planeta.

El Sendero Norte, es uno de los caminos más concurridos, hacia el punto más alto de Los Gigantes: el Cerro Mogote.

El recorrido regala un paisaje que atraviesa pendientes fuertes, cuevas, ríos subterráneos, arroyos encajonados, cascadas, vertientes, quebradas, valles.

La sensación de estar más cerca del cielo es única, y la belleza que se impone en el recorrido se potencia aún más con las vistas panorámicas. Los Gigantes posee un mirador natural del que se visualiza Pampa de Achala y el Cerro Campaquí; al este el Valle de Punilla y el cordón de las Sierras Chicas; al oeste los volcanes, la Pampa de Pocho y el Valle de Salsacate; y al norte, las cumbres de Gaspar, las pampas de San Luis y Cuchilla Nevada.

Sin dudas, esta postal que ofrece el territorio cordobés es uno de los regalos maravillosos que poseen cordobeses y turistas a la hora de elegir un momento de descanso al aire libre y vivenciar experiencias inolvidables.